"La experiencia de la humanidad en la Tierra siempre cambia en la medida en que el hombre se desarrolla y debe lidiar con nuevas combinaciones de elementos; el escritor que quiera ser más que el eco de sus predecesores debe siempre encontrar la expresión para algo que nunca haya sido expresado, debe ser capaz de dominar un nuevo conjunto de fenómenos… Con cada victoria del intelecto humano así, ya sea en historia, filosofía o poesía, experimentamos una satisfacción profunda: hemos sido curados del dolor causado por el desorden, aliviados de una parte de la opresiva carga de eventos que no comprendemos”.
Edmund Wilson

12 septiembre 2015

"El silenciero", Antonio Di Benedetto


Se trata de una novela que data del '64 y que junto con "Zama" (1956) y "Los suicidas" (1969) conforma la denominada Trilogía de la espera. En ella, se relatan las desventuras de un joven -un poco afectado en general- que sufre las consecuencias de la contaminación sonora de la creciente ciudad. No hay un lugar de calma para sus atormentados nervios. Este personaje aparece secundado durante toda la historia por Besarión, un amigo enigmático y singular (del que no pude descifrar la verdadera importancia o simbolismo dentro de la obra). 
Así como en "Los suicidas" el tema del suicidio recorre toda la obra -citas teóricas y extractos de diario incluidos-, acá sucede más o menos lo mismo con el tema del ruido urbano. 
La obra está escrita con sobriedad y economía, incluyendo algunos pasajes un tanto poéticos y un clima general de un humor amargo. En lo personal, le veo puntos de contacto con el Bioy de "Dormir al sol" y "Diario..." o Arlt de "Los siete locos", ese ambiente de personajes barriales que de repente caen en cuestiones pseudo-filosóficas, esas historias basadas en lo cotidiano que se disparan hacia lo inesperado para dar cuenta de la sinrazón contemporánea, de los nuevos ritmos de la ciudad que le pasan por encima al individuo. 
Una novela muy interesante que -sin llegarme a resultar atrapante- me pareció muy amena de leer. Es también un mojón relevante dentro la literatura argentina que siempre es recomendable visitar. 

1 comentario:

nova dijo...

Tuve oportunidad de leer Zama antes de El silenciero.No encuentro para nada un hilo conductor que conecte a modo de trilogía con El silenciero. Me encantaría que si alguien lo ve deje su opinión para poder entenderlo. Es verdad, tiene un aire a Bioy....moda, modo, época????