"La experiencia de la humanidad en la Tierra siempre cambia en la medida en que el hombre se desarrolla y debe lidiar con nuevas combinaciones de elementos; el escritor que quiera ser más que el eco de sus predecesores debe siempre encontrar la expresión para algo que nunca haya sido expresado, debe ser capaz de dominar un nuevo conjunto de fenómenos… Con cada victoria del intelecto humano así, ya sea en historia, filosofía o poesía, experimentamos una satisfacción profunda: hemos sido curados del dolor causado por el desorden, aliviados de una parte de la opresiva carga de eventos que no comprendemos”.
Edmund Wilson

09 diciembre 2012

"Mr WITT en el Cantón", de RAMÓN J. SENDER

Se trata de una historia de amor y celos que transcurre en el breve período que duró la Primera República Española (febrero de 1873 a diciembre de 1874).
Un ingeniero británico residente en Cartagena, pleno foco de los movimientos revolucionarios y del intento de independencia cantonal, observa pasivamente los sucesos - al mejor estilo inglés - desde su
forzada neutralidad, a pesar de sus permanentes devaneaos - distantes, analíticos - respecto de uno y otro bando.
Junto a los pensamientos y disquisiciones del personaje principal, el narrador introduce relatos de diferentes sucesos de la Historia y de sus protagonistas (célebres y no), verdaderos mártires de la lucha por la independencia. Estos adoptan, en el escenario de la historia privada de Mr. Witt, la forma de reales o imaginarios affaires de su mujer Milagritos, cartaginesa ella y decidida militante a favor de la revolución.
El autor escribe en los tiempos de la la Segunda República, 60 años después, en cuya lucha sabemos tomó parte activa. Quizá este dato agregue valor a su novela y justifique su concentración en los aspectos históricos más que en los estéticos tal como se presenta en su famosa  'Requiem por un campesino español', escrito muchos años después. Ello no obstante, ya pueden notarse su muñeca literaria y su sensibilidad social. Recomendable la novela para aquellos lectores siempre ávidos de datos y referencias históricas. Para aquél que no lo es, no deja de ser una novela atractiva por la calidad y fluidez de su narrativa. 

Reseñista invitado: RGA

No hay comentarios: