"La experiencia de la humanidad en la Tierra siempre cambia en la medida en que el hombre se desarrolla y debe lidiar con nuevas combinaciones de elementos; el escritor que quiera ser más que el eco de sus predecesores debe siempre encontrar la expresión para algo que nunca haya sido expresado, debe ser capaz de dominar un nuevo conjunto de fenómenos… Con cada victoria del intelecto humano así, ya sea en historia, filosofía o poesía, experimentamos una satisfacción profunda: hemos sido curados del dolor causado por el desorden, aliviados de una parte de la opresiva carga de eventos que no comprendemos”.
Edmund Wilson

04 marzo 2011

El hechicero (Nabokov)

Se trata de una nouvelle brillantemente escrita. El argumento es simple: un hombre solitario de edad madura queda prendado de una chica de 12 años y hace lo inimaginable para estar cerca de su objeto de deseo.
La narración es atrapante (aunque no enteramente llana), llevada a cabo en un estilo indirecto libre plagado de lo que me parecieron bellísimas metáforas. Las descripciones (más allá de su contenido moral) están muy bien logradas, hablan de una gran sensibilidad literaria.
La novelita plasma muy bien la psicología de un hombre con este tipo de inclinaciones, lo que se nos muestra sin ambages ni pruritos. Incluso, tiene pasajes que pueden resultar un poco chocantes por lo explícito.
Una buena muestra de ejercicio literario, mostrando que la literatura se abre paso en aquellos espacios de sombra de la conducta humana.

NOTA: La edición de Emecé incluye un estudio sobre la obra realizado por el hijo del autor.

1 comentario:

Greta D. dijo...

Dicen que es el "boceto" de Lolita. A mi me gustaron muchos los dos.

Saludos!